Usos

Las aplicaciones ancestrales de nuestros aceites


El aceite de argán medicinal y cosmético

Acciones cosméticas del aceite de argán:

  • protege la piel de las agresiones externas
  • nutre y regenera en profundidad para una mejor elasticidad de la piel
  • combate el envejecimiento gracias a su acción antiarrugas

De los aceites vegetales, el aceite de argán es el más rico en vitamina E (antideshidratante, antioxidante y antiarrugas).
El interés del aceite de argán se debe a su riqueza en vitaminas A y E y en ácidos linoléicos (ácido graso insaturado) que lo convierten en uno de los principales aceites antioxidantes.

Quien dice antioxidante, dice antienvejecimiento…

Tratamientos faciales

Este aceite precioso puede ser considerado como un tratamiento antiedad eficaz contra los radicales libres responsables de las arrugas del rostro y el escote así como de las marcas de envejecimiento en las manos y el cuerpo.

Tratamientos corporales

El aceite de argán está especialmente recomendado para masajes para todos los tipos de piel y en particular para las pieles maduras y secas. Se aplica puro o mezclado con aceites esenciales u otros aceites vegetales.

Tratamientos capilares

Este aceite vegetal es la base de numerosos tratamientos, lociones capilares y champús. Excelente aceite capilar, devuelve la flexibilidad, la fuerza y el brillo a la melena combatiendo los cabellos secos y quebradizos. Actúa a su vez contra la caspa y combate la caída del cabello.

Acciones medicinales del aceite de argán:

  • facilita la digestión
  • posee un efecto positivo en la salud del hígado
  • estabiliza la hipercolesterolemia reduciendo los niveles de colesterol malo
  • reduce la hipertensión
  • reduce los dolores articulares y reumáticos
  • reduce los problemas cardiovasculares
  • posee propiedades que estimulan las células cerebrales

El aceite de argán posee propiedades adelgazantes y reguladoras (tomando dos cucharadas en ayunas cada mañana antes del desayuno).

En la cocina, sus propiedades organolépticas lo convierten en un aceite precioso. Los nutricionistas recomiendan el aceite de argán puesto que, al ser de tipo oleico-linoleico, contiene un 80 % de ácidos grasos insaturados, como el aceite de oliva, pero resulta superior a éste debido a su riqueza en ácido linoleico, lo que le confiere excelentes cualidades dietéticas.


El aceite de pepitas de higo de barbaria

Este aceite es un antiarrugas ultra potente y un tensor de la piel destacado. Las mujeres bereberes lo utilizan para cicatrizar y proteger la piel del viento abrasador del desierto.

El aceite de pepitas de higo de barbaria extraído por nuestra unidad, en Agadir, es el remedio rejuvenecedor natural más precioso. Constituye un verdadero elixir de belleza que favorece la ralentización del envejecimiento cutáneo.
Este aceite se recomienda también para cuidar el busto (reafirmante).

Gracias a su textura ligera y no grasa, recomendamos depositar una fina capa de este aceite precioso en las zonas a tratar (contorno de ojos, labios y arrugas) y masajear el conjunto del rostro y el cuello para que penetre…